Comparativa GT3

  Enfront de l’ofensiva judicial de venjança i odi empresa per part del Govern Español i els partits constitucionalistes, contra la Llibertat de premsa, opinió i expressió i contra Catalunya i els seus ciutadans.
Hem decidit “censurar” l’idioma espanyol, progressivament dels centenars d’articles aquí publicats. Espanya s’allunya de l’objectiu de ser una veritable Democràcia, i retorna als seus orígens franquistes, eclesiàstics i imperialistes, que perduren després de la mort del dictador i entre els seus descendents. Sentim vergonya d’aquest país, que no respecta la Llibertat de pensament ni d’expressió.
Mig segle després de la seva mort i després de més de 80 anys des de l’aixecament militar contra els ciutadans, són excessius per tots els que aspirem a ser Lliures

   Facing the judicial offensive as revenge and hate undertaken by the Spanish government and parties constitutionalists, against Freedom of the press, opinion and expression and against Catalonia and its citizens. We have decided to “censor” the Spanish language, progressively from the hundreds of articles published here previously Spain moves away from the goal of being a true democracy, and returns to its francoist, ecclesiastical and imperialist origins, that remain after the death of the dictator and among its descendants.

We are ashamed of this country, where freedom of thought or expression is not respected.
Half a century after his death and after more than 80 years since the military coup, there are no significant  changes only makeup to cover the shame of the dictatorship to which a good part of political parties continue to idolize,
Like a god. Shameful fascist example…

  COMPARATIVA  GT3


996 GT3 // 996 GT3 MKII // 996 GT3 RS // 997 GT3 // 997 GT3 RS


Image
En el año 1999 veía la luz el modelo que venía a sustituir las míticas siglas “RS” en el mundo  PORSCHE, el GT3.
Image
Ya el paso del 964RS al 993 RS hizo que el “tigre” se convirtiera en “gato”  y se planteara la necesidad de una  revolución, más que de una evolución.
Así nació el GT3.  Casi todo el concepto era nuevo.  Refrigeración  líquida, nuevo y necesario chasis, concesión relativa al confort, aumento de espacio interior y adecuación a las nuevas normativas legales. Sólo el motor boxer de 6 cilindros seguía estando en “su sitio”.
Se perdió en buena parte la personalidad de los 911 pata negra, pero nacía una nueva personalidad que al final iba a calar hondo entre los amantes de la marca, no tanto entre los más puristas.
Originalmente se ideó como una serie limitada, pero la enorme demanda hizo que se fabricase meses más tarde  una segunda serie modificando mínimos e intrascendentes detalles, perdiendo así  la exclusividad que en un principio se le suponía al perder la condición de “serie limitada” y numerada.
Si bien la estética del 996 fue muy criticada, en el caso de la versión GT3 la cosa fue distinta. Su artístico  alerón posterior, las taloneras, sus suspensiones  rebajadas, y las ampliadas tomas de aire frontales  le dotaban de un aspecto mucho más agresivo.
Pero fue una vez puesto en pista cuando se vió su autentico potencial, bajando  por primera vez un Porsche de serie de la mítica barrera de  los 8 minutos en los 20,8 km de la Nordschleife, dejando el crono en 7:56 con “Sir” Walter Röhrl  a los mandos.

Si bien se habían ganado 60 CV sobre el 993RS , también se había incrementado el peso en 70 kilos, pero donde el coche marcaba una revolución sobre el comportamiento visto hasta el momento  en los RS era a nivel de comportamiento gracias a su nuevo chasis. La típica flotabilidad e inestabilidad a altas velocidades habían pasado a la historia. 

El GT3 admitía actitudes al volante imposibles de pensar en los 993 RS y en especial en los 964 RS, los cuales requerían  un nivel de pilotaje superior y los errores te pasaban rápidamente factura.

La precisión de la dirección  era algo que sorprendía desde la primera curva. El coche se comportaba como un tiralíneas. “Donde ponías el ojo ponías el morro”.

Como en todo modelo y más si es nuevo, se apreciaron algunos problemas de juventud. Durante dos años largos de trabajo se fueron probando cosas y así nació en el 2003 la primera evolución del GT3.

Image
Con algunos retoques estéticos, básicamente el coche era el mismo. Cambios en pequeños detalles de chasis y suspensiones, llantas, frenos con pinzas delanteras de 6 pistones,  mucho trabajo de aerodinámica, ligera mejora en potencia y par,  más aire y radiadores para refrigerar el conjunto, en especial la caja de cambios que daba sus problemas y dicho sea de paso en todas las series tenía  un desarrollo un poco largo.
Conclusión: más de lo mismo.  A partir de aquí empezamos con las apreciaciones subjetivas sobre uno y otro, y como tal deben ser tratadas.
Personalmente entiendo que la evolución no supuso ninguna mejora prestacional importante. Yo sólo destacaría esas rpm. extra que daba el motor y que en ciertas ocasiones vienen muy bien, y algo más de aplomo a altísimas velocidades. Una vez más los kilos se incrementaban para lo que para mi es el mayor lastre del GT3, el peso.
Hay incluso excelentes probadores que preferían el primer modelo a al evolución….., yo no diría tanto, pero lo cierto es que estaban muy muy cerca uno del otro. Baste decir que Röhl sólo pudo bajar en 2 segundos en casi 21 km. el tiempo que hizo en 1999 con un primera serie. 
El aire acondicionado y la radio eran extras sin sobreprecio pero había que pedirlo expresamente si se deseaba ya que el coche se homologaba inicialmente sin ellos por aquello del sobrepeso que suponía estos componentes.
Donde si llegó un cambio apreciable, en especial con el crono en la mano,  fue con la llegada del 996 GT3 RS.
Image
A priori, con la misma mecánica y caja de cambios, 40 kilos menos  y algunas  modificaciones en amortiguaciones y componentes del chasis no hacían presagiar el cambio. 
Indagando algo más, el coche guardaba algún “secreto” que le hacían más racing, más rápido. El tiempo en “el Infierno Verde” fue pulverizado dejando el crono en 7:47 ¡!. La pregunta era cuanto ponía el coche y cuanto sus PZero Corsa  que montaba de serie.
Sin entrar en muchas elucubraciones, lo cierto es que el GT3RS se mostraba más rápido y ágil.
Lo que si era común a todos los GT3, en especial a los modelos de 2ª serie y RS, era la necesidad imperiosa de modificar aunque no radicalmente el set up del coche, tanto a nivel de geometrías, como de estabilizadoras para que aquello fuese eficaz y domable en conducción extrema.
Cuando vieron la luz las primeras fotos del 997 GT3 todos esperábamos mucho del coche. Estéticamente era precioso y, al menos yo, me deje llevar por ese deseo de que la evolución estuviera acorde a la estética. 
Image
Ante todo hay que decir que el coche tiene sus pegas pero como conjunto  es fantástico. 
Ahora bien, volvemos a los puntos de vista…….
Si en algo ha evolucionado el GT3 desde 1999 hasta hoy es en la facilidad de conducción. En cualquier caso es un modelo que te permite ir muy muy rápido sin darte cuenta.  Es noble, previsible y cuando uno pretende sacarle el 100% al coche, cuando busca ese último segundito y medio es cuando a veces se muestra algo nervioso y “guerrero”.
Con la llegada del 997 y las ayudas electrónicas que han montado,  el coche se muestra más fácil de conducir. Ya no se necesitan unas buenas manos para lograr buenos tiempos. Es esto si ha habido una gran evolución. 
El motor se muestra más lleno y con más fuerza que en su versión anterior. Corre más, y el sonido es realmente bonito…..sólo con darle a un botoncito  ruge de manera espectacular y cambia  el comportamiento del vehículo. Como sigamos así llevaremos la consola llena de teclas para elegir sonido interior, exterior, si queremos q el coche vaya solo, nos de un masaje……
Bromas aparte, el 997 vuelve a incrementar su peso y se ha hecho más burgués, más cómodo gracias en buena medida a su suspensión adaptativa.
Es el coche ideal para disfrutar en cualquier situación y al fin y al cabo lo que busca una mayoría de potenciales  compradores.
Y  por fin acaba de llegar el 997 GT3 RS.
Image
 Un look más rácing, carrocería ensanchada, 20 kilos menos,  y….,y……,y …que más?
Pues hasta ahora no lo sé!!  No veo que sea mejor que su versión básica y ninguno de los dos han superado en prestaciones reales en la pista  al 996 GT3RS.
En las pruebas que hemos realizado, los primera serie bien llevados  se han mostrado muy rápidos, y con algunas modificaciones más rápidos aún que  los nuevos 997 y  ya han pasado 7 años.  Eso quiere decir que es un coche que no se ha quedado anticuado, aunque las unidades  de  Porsche Motorsport nunca se  quedan anticuadas, sólo son superadas gracias  a la tecnología y actualmente a la electrónica.
En  las series 996 se ofrecía  la opción Club Sport que consistía en que el modelo venía con baquets, jaula de seguridad, arneses, extintor y volante de inercia aligerado. El 996 RS ya lo montaba en origen.
En la serie 997 GT3 el equivalente  tiene un sobreprecio de 5.500 euros (el RS lo monta de serie) y si se quiere las partes delanteras de las barras hay que abonar otros 1800 euros extra.
Image
Algo  genérico que no me gusta y extensible a todos los GT3  son los frenos.
Después de haber probado todas las pastillas, líquidos, discos…..aquello frena aceptablemente bien el primer día, el segundo, ya no es lo mismo, y en el tercero aparecen los problemas, la falta de mordida y de confianza en los mismos.
Creo que es un problema de sobrecalentamiento por falta de refrigeración y calidad  de  de los discos,  amén  de los 1400 kilos largos que hay que detener.
En un uso normal, el coche frena de maravilla, pero cuando se le piden prestaciones en circuito la cosa ya no es lo mismo.
Desde la segunda serie había la posibilidad de montar los frenos cerámicos. Lo cierto es que en un principio dieron muchos problemas y su coste era disparatado. Hoy han evolucionado y ofrecen una sensación de frenada mayor, pero los que se ofrecen aún no están preparados para aguantar duras sesiones en circuito aunque hay que reconocer que tienen otras ventajas como sus 20 kilos de ahorro en el conjunto.
Image
Otro apartado donde las cosas ya no son lo que eran es en la fiabilidad.
Recuerdo los incombustibles 964RS a los que se les hacían miles de kilómetros en circuito y sólo requerían los “consumibles” básicos. (aceite, pastillas, liquido de frenos y a veces discos. Poco mas.)
Hoy en día los GT3 que son sometidos a jornadas en circuito sufren achaques frecuentes. Los  rudos guerreros han recibido una dosis de feminismo. Cuídale con cariño o te dará sorpresas desagradables!
Me gusta la estética del 997 GT3, pero para mi el 996 GT3RS  azul y blanco es el mejor  de la saga, el que se muestra como el más racing, y que pequeñas modificaciones lo hacen muy rápido.
Alguno se preguntará ¿por qué el azul y blanco y no el rojo y blanco? Simplemente porque me resulta más bonito.

Fran Staedtler


Nuestro reconocimiento más sincero a Jürgen y Daniel propietarios de
Image
…por el excepcional trabajo realizado sobre nuestros coches, un trabajo que consideramos personalmente de 10 sobre una escala de 10
Image
… sin lugar a dudas, con una profesionalidad y perfección, dignas de todo elogio.
Image

Thank you very much, Daniel and Jürgen to take care of ours Porsche….

… your friends Josep, Angels and Fran


Nuestro agradecimiento a Image por su colaboración en este proyecto

Image

Image

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *